Liquen plano ¿Cómo tratarlo?

Cómo tratar el liquen plano oral -Clínica dental Vinateros

¿Te han diagnosticado liquen plano oral? No temas, se trata de una enfermedad inflamatoria que, aunque desconocida para la mayoría de los pacientes, no tiene por qué suponen ningún riesgo para la salud bucodental.  Puede afectar a distintas partes del cuerpo como la piel, las mucosas, las uñas y el pelo. Sin embargo, en nuestra Clínica dental Vinateros vamos a profundizar en el liquen plano oral. Puesto que nos preocupa la salud global de tu boca, queremos cuidar de ella sea cual sea el motivo.

Lo que debes saber sobre el liquen plano oral

Deberías saber que el liquen plano oral es una enfermedad inflamatoria crónica que afecta a las membranas mucosas dentro de la boca. Para los especialistas como nosotros es fácil reconocerla, pues suele manifestarse como manchas blancas y reticuladas, tejidos rojos e hinchados, o llagas en la boca. En Vinateros, aunque un paciente venga a tratarse por otra afección, si sospechamos durante la exploración clínica que puede padecer liquen plano oral, activaremos los protocolos pertinentes para diagnosticar y tratar esta enfermedad.

El liquen plano no tiene por qué suponer un riesgo importante para el paciente. Sin embargo, sí es importante tratarlo. Además, estas lesiones pueden causar ardor, dolor u otras molestias. Generalmente, los síntomas se pueden controlar, pero las personas que tienen liquen plano oral necesitan supervisión periódica para evitar que esta afección derive en complicaciones mayores.

¿Cuáles son los síntomas?

Las manchas blancas propias del liquen plano oral pueden no causar molestias cuando aparecen en el interior de las mejillas.  Sin embargo, también pueden aparecer en otras zonas como encías, lengua, tejidos internos de los labios y paladar. En estos casos, algunos de los síntomas que acompañan a las lesiones propias del liquen pueden comprender:

El diagnóstico, la base para un correcto tratamiento

En cuanto a cómo tratar el liquen plano oral, los medicamentos y otros tratamientos podrían ayudar a aliviar la picazón, reducir el malestar y favorecer la curación. Sin embargo, es importante realizar un diagnóstico adecuado para dar con el origen del problema, y que los pacientes no vuelvan a recaer en la enfermedad.

En nuestra Clínica dental Vinateros nos apoyamos en el rigor diagnóstico como base de nuestros tratamientos. Apoyándonos en un equipo médico multidisciplinar, y las técnicas más vanguardistas, buscamos la excelencia en nuestros diagnósticos. Pensamos que es el primer paso para conseguir el éxito en un tratamiento. En el caso del liquen plano oral, si tuviésemos dudas, algunas de las pruebas que nos podrían hacer esclarecer ideas serían:

  • Una biopsia. Consiste en la extracción de una pequeña muestra del tejido afectado para examinarla con un microscopio. El objetivo es analizar el tejido a fin de determinar si presenta las características celulares propias del liquen plano.
  • Prueba de hepatitis C. Esta prueba consistiría en extraer sangre del paciente para detectar la presencia o no de hepatitis C. Esto lo haríamos porque esta enfermedad es un posible desencadenante del liquen plano.
  • Pruebas de alergias. Otra opción que podríamos valorar es la presencia de alergias. Esta prueba consistiría en derivar al paciente con el alergólogo, especialista en alergias o a un dermatólogo para identificar posibles agentesque quizás actúen como desencadenantes del liquen plano oral.

 

¿Es contagioso el liquen plano oral?

A diferencia de otro tipo de afecciones bucales, como el herpes labial, el liquen plano oral no se contagia de una persona a otra. Este trastorno se presenta cuando el sistema inmunitario ataca las células de las membranas mucosas bucales por razones desconocidas.

En cuanto a los factores de riesgo, cabe señalar que empeoran o propician la aparición de esta enfermedad los estados de estrés y ansiedad fundamentalmente. La enfermedad puede complicarse en caso de que estos estén agravados por otros factores como el alcoholismo, el tabaquismo, una deficiente higiene bucal, por traumatismos, sobreinfección por candidiasis y enfermedades sistémicas.

Dejando de lado factores externos, el sarro y la placa bacteriana perjudican la salud de la boca en general y, por tanto, el control y la eliminación de cualquier problemática asociada a ella. Mantener unas correctas pautas de higiene nos ayudará a estar libre de otro tipo de enfermedades, que pueden atacar a nuestra boca. Una higiene bucal perfecta incluye correctas técnicas de cepillado. Además, el uso de técnicas complementarias para mejorar la limpieza como la seda dental o el irrigador dental. Instrumentos muy útiles para otorgarles a nuestra boca el cuidado que necesita. ¿Tienes alguna duda sobre su uso? No dudes en preguntarnos, estaremos encantados de ayudarte y darte instrucciones.

 

¿Te ha quedado alguna duda por resolver? No dudes en pedir cita  en nuestra clínica dental. La primera visita es gratuita y sin compromiso

 

 

[Total:0    Promedio:0/5]
Por Dra. Sara Gil el 06/6/2019
Comparte:

Deja un comentario